Con el clima abrumador, la resolana que elevaron las temperaturas como en el verano y el viento norte fue propicio para que se incrementen los focos de incendios en descampados y zonas de malezas. 

En Oberá, los bomberos voluntarios apagaron un incendio de grandes proporciones y acudieron por la noche a Guaraní para apagar un incendio forestal. 

La alarma de incendio sonó cuando un llamado al cuartel de bomberos voluntarios informaba de un incendio en zona de malezas y algunas plantaciones de la producción agraria como ser té y yerba sufrían los daños que deja el incendio.

El incendio empezó cerca de las 19 horas entre el límite del barrio San Miguel y Stemberg, detrás de las seccional quinta de Policía. Más tarde los bomberos se trasladaron a la localidad vecina de Guaraní para sofocar otro foco de incendio en una chacra vecina. 

Sigue vigente la alerta por los incendios en la provincia y se había prohibido todas las quemas, pero a pesar del pedido y de la recomendación de no iniciar fuego de ningún motivo, personas que no miden la peligrosidad, no hacen caso al pedido de colaboración, generando peligro para diferentes sectores. 

El Territorio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver tambien:

Elevaron a juicio la causa por el femicidio de Fiorella en San Vicente

El hallazgo de Fiorella Itatí Aghem (20) el 4 de marzo del 2019 fue el triste corolario de…